"Yo puedo con todo"

Cuantas veces nos hemos repetido mentalmente esta frase, como un mantra, intentando creer que es verdad que “yo controlo”. Sin embargo la experiencia nos pone los pies en la tierra:

No tenemos el control de todo. Frecuentemente hay cosas que se nos escapan, frente a las cuales no somos expertos y ante las que no queda otra, que pedir ayuda.

 

 

¡Cuánto nos cuesta dar este paso!

 

 

Debemos confiar en el otro y por qué no, ser humildes para aceptar que yo, no soy capaz.

 

 

Humildad, bendita virtud infravalorada en una sociedad que nos enseña a sobrepasar al otro, a admirar a los que son aplaudidos y a los que tienen poder. Olvidamos que seguramente ellos en muchos momentos de su vida también tuvieron que pedir ayuda.

 

 

El problema de esta frase no está en el “Yo puedo” porque es importante sentirme seguro para emprender metas; si tengo miedo, si me siento inseguro probablemente me quedaría en el sitio, no me movería. La falta de control en nuestra vida causa estragos y en grandes cantidades nos puede llevar a depresión o ansiedad. 

 

 

 

El problema está en el TODO. Las generalizaciones normalmente suelen estar equivocadas. Nuestra vida es tan amplia que indudablemente habrá cosas que escapen a nuestro control. La incertidumbre forma parte de nuestra existencia. La incertidumbre frecuentemente conlleva emociones negativas, pero estas emociones debemos aceptarlas como parte de nuestra vida. Como se suele decir la noche implica que habrá día y la luz conlleva sombras. Para vivir una experiencia plena es necesario aceptar ambas.

 

 

 

Por ello si alguna vez te encuentras repitiendo estas palabras en tu mente te recomiendo que pares, que eches un vistazo a tu vida y analices si quizá estás arrastrando cosas que se te escapan, que no vas a poder abordar y sea el momento de pedir ayuda o de soltar algo. Seguro que la próxima vez que alguien te pida ayuda sabrás valorar el importante paso que supone el darse cuenta de que “yo no soy capaz”

 

 

 

 

Elena de Miguel


Psicóloga y coach

Escribir comentario

Comentarios: 1
  • #1

    sonia (miércoles, 12 febrero 2014 01:33)

    Buen articulo ;-)